>

Incorpora el jengibre en tu dieta para adelgazar

El jengibre, tiene muchos beneficios para nuestra salud. Alivia el dolor de cabeza, activa la circulación, aporta energía y revitaliza cuerpo y mente cuando te sientes débil. Sólo su sabor ya nos alerta de que estamos ante un tubérculo potente. Un dato que nos indica que tan sólo son necesarias unas rodajas, o unas ralladuras cuando pretendemos cocinar con él. Otra de las  molestias que cura el jengibre son las referidas al estómago y a la hinchazón abdominal. Sus defensores  lo definen como un producto altamente eficaz en las dietas para adelgazar,  ya que  ayuda a activar el metabolismo y, en consecuencia, a bajar de peso. Otros dicen que, por lo menos, si no se nota en la pérdida de peso, sí que provoca la pérdida de grasa y volumen abdominal.

 Propiedades del Jengibre

El jengibre contiene minerales, aminoácidos y aceites esenciales. Entre los minerales, se encuentran el Manganeso, el cromo, el zinc, el silicio y el fósforo.La Arginina, la leucina,la Isoleucina,la Metionina,la niacina, el triptófano y la histidina componen los aminoácidos. Y el limoneno, el citral y el canfeno, son sus aceites esenciales. Además el jengibre tiene ácidos grasos y fibra.

Cómo tomarlo

Como hemos dicho, su sabor es excesivamente fuerte, por eso, hay personas a las que le resulta imposible ni siquiera probarlo. Hoy en día, existe en el mercado jengibre desecado que podemos tomar en infusiones o añadirlo en polvo a nuestros guisos y a nuestro zumo o infusión. También encontramos el jengibre en  jarabe, en tintura y en cápsulas.

Un consejo personal que doy para aquéllas personas que quieran perder peso, es tomar en ayunas un zumo de piña sin azúcar (mejor si es natural), con jengibre en polvo, y regarlo con unos buenos chorros de zumo de limón. Y es que el zumo de piña con zumo de limón tiene un sabor muy especial y el leve toque ácido del limón hace que esté mucho más bueno. Este zumo sería una buena opción para comenzar el día en nuestro dieta para adelgazar. Nos aprovechamos de los beneficios de la piña, del jengibre y también del limón. Si no tienes piña, o te cansaste, puedes sustituir este zumo por una infusión de té verde al que añadirás el jengibre en polvo, y al gusto, un chorrito de limón.

Para los más valientes queda la opción de tomar el jengibre directamente en infusión. Su té es utilizado desde la antigua china por sus beneficios medicinales.

Té de jengibre

Necesitas medio litro de agua, un bulbo de tamaño de jengibre y miel para endulzar.

Tendrás medio litro de té jengibre para incorporar a tu dieta para adelgazar y mejorar tu salud.

Contraindicaciones

Las mujeres embarazadas, durante la lactancia, o que tengan úlceras de estómago.

Además, su toma no se debe prolongar más allá de un mes sin hacer un descanso.

Leave a Comment

*

Previous post:

Next post: